Escribir al autor: Pedro N. Rueda G.
Acerca del autor
BIBLIA
Para leer la Biblia se necesita saber hacerlo Ir al tema
Proyecto "Cada católico con su Biblia" Ir al tema
Profetas Ir al tema
La alianza Ir al tema
Abba (padre) Ir al tema
Amén Ir al tema
El himno angelical en San Lucas y los pastores Ir al tema
La carta a Filemón Ir al tema
Diferencia entre las diferentes versiones de Biblias cristianas Ir al tema
¿La Biblia es la única fuente de acercamiento a Dios? Ir al tema

¿Vale la pena leer la Biblia? Comentario al salmo 150 Ir al tema

El sentido espiritual y el sentido literal en la Biblia Ir al tema
La Biblia de los Testigos de Jehová Ir al tema
Los "originales" de la Biblia Ir al tema
¿Quiénes eran los eunucos por el Reino de los cielos (Mt 19, 12)? Ir al tema
Logos Ir al tema
¿Jesús no quería que entendieran sus parábolas (Mt 13, 10-17)? Ir al tema

Cursos Bíblicos en Línea y material de estudio Ir al tema

Sinopsis: No se pueden dejar de lado el estudio y la lectura de la Biblia. El católico que no lee la Biblia, no es un cristiano completo.

No sé de dónde sacan los enemigos de la Iglesia que a los católicos no se les pide leer la Biblia. Advierte el Catecismo:

"133 La Iglesia "recomienda insistentemente a todos los fieles... la lectura asidua de la Escritura para que adquieran "la ciencia suprema de Jesucristo" (Flp 3,8), "pues desconocer la Escritura es desconocer a Cristo" (San Jerónimo)"."

Escribe el autor de la Carta a los Hebreos:

"En efecto, la palabra de Dios es viva y eficaz, más penetrante que espada de doble filo, y penetra hasta donde se dividen el alma y el espíritu, los huesos y los tuétanos, haciendo un discernimiento de los deseos y los pensamientos más íntimos. No hay criatura a la que su luz no pueda penetrar; todo queda desnudo y al descubierto a los ojos de aquél al que rendiremos cuentas." (He 4, 12-13)

Es frecuente que los católicos dejemos de lado la Palabra de Dios, lo cual es un error porque ella es portadora de la gracia de Dios (Hch 20, 32). Así describe su utilidad Pablo:

"Toda Escritura está inspirada por Dios y es útil para enseñar, rebatir, corregir y guiar en ‘el bien’ (la justicia). Así el hombre de Dios se hace un experto y queda preparado para todo trabajo bueno." (2 Timoteo 3, 16-17)

Por eso el Concilio Vaticano II ha recordado expresamente el alimento espiritual que son las Sagradas Escrituras.

"21. La Iglesia ha venerado siempre las Sagradas Escrituras al igual que el mismo Cuerpo del Señor, no dejando de tomar de la mesa y de distribuir a los fieles el pan de vida, tanto de la palabra de Dios como del Cuerpo de Cristo, sobre todo en la Liturgia. Siempre las ha considerado y considera, juntamente con la Tradición, como la regla suprema de su fe, puesto que, inspiradas por Dios y escritas de una vez para siempre, comunican inmutablemente la palabra del mismo Dios, y hacen resonar la voz del Espíritu Santo en las palabras de los Profetas y de los Apóstoles. Es necesario, por consiguiente, que toda la predicación eclesiástica, como la misma religión cristiana, se nutra de la Sagrada Escritura, y se rija por ella. Porque en los sagrados libros el Padre que está en los cielos va con amor al encuentro de sus hijos y habla con ellos; y es tanta la eficacia que radica en la palabra de Dios, que es, en verdad, apoyo y vigor de la Iglesia, y para sus hijos, fortaleza de la fe, alimento del alma, fuente pura y perenne de la vida espiritual. Perfectamente, por tanto, se aplican a la Sagrada Escritura estas palabras: "Pues la palabra de Dios es viva y eficaz" (Heb., 4, 12), "que puede edificar y dar la herencia a todos los que han sido santificados" (Hech., 20, 32; cf. 1 Tes., 2, 13). (Constitución Dogmática Dei Verbum sobre la Divina Revelación)

Quienes desean mejorar como cristianos, deben beber de la Palabra de Dios. Así lo ordena con toda razón la Iglesia:

"25. Es necesario, pues, que todos los clérigos, sobre todo los sacerdotes de Cristo y los demás que como los diáconos y catequistas se dedican legítimamente al ministerio de la palabra, insistan en las Escrituras con asidua lectura sagrada y con estudio diligente, para que ninguno de ellos resulte "predicador vacío y superfluo de la palabra de Dios, que no la escucha en su interior"[38], puesto que debe comunicar a los fieles que se le han confiado, sobre todo en la Sagrada Liturgia, las inmensas riquezas de la palabra divina. De igual forma el santo Concilio exhorta con vehemencia a todos los cristianos, en particular a los religiosos, a que aprendan "el sublime conocimiento de Jesucristo" (Fil., 3, 8) con la lectura frecuente de las divinas Escrituras. "Porque el desconocimiento de las Escrituras es desconocimiento de Cristo". Lléguense, pues, gustosamente, al mismo sagrado texto, ya por la Sagrada Liturgia, llena del lenguaje de Dios, ya por la lectura espiritual, ya por instituciones aptas para ello, y por otros medios que con la aprobación o el cuidado de los Pastores de la Iglesia se difunden ahora laudablemente por todas partes. Pero no olviden que debe acompañar la oración a la lectura de la Sagrada Escritura, para que se entable diálogo entre Dios y el hombre; porque "a El hablamos cuando oramos, y a El oímos cuando leemos las palabras divinas". (Constitución Dogmática Dei Verbum sobre la Divina Revelación).

Sea pues la lectura bíblica componente permanente de la vida del católico.

"Releerás continuamente el libro de esta Ley y lo meditarás para actuar en todo según lo que dice. Así se cumplirán tus planes y tendrás éxito en todo. ". (Josué 1,8)

Para una introducción a La Biblia lea "Biblia" en www.encuentra.com, o para comenzar a profundizar visite "Cursos bíblicos católicos en línea y material de estudio" en este site.


Lecturas complementarias:

"¿CÓMO ACERCARSE A LA BIBLIA HOY?"

"¿Quién era fariseo?"

"EL DEMONIO: LA MUERTE DE UN SÍMBOLO" de J. Severino Croatto (REVISTA BÍBLICA Año 40 - 1978 Págs. 147-152)

"EL RELATO DE LA TORRE DE BABEL" de José Severino Croatto (Revista Bíblica . Año 58 . Nº 62 . 1996/2 . Págs. 65-80)

"Judaísmo y Cristianismo del siglo I a través de los Rollos del Mar Muerto"

"Mapas bíblicos"

"Federación Bíblica Católica"

"La Casa de la Biblia"

"El Decálogo"

"DOCE MODOS PARA LEER LA BIBLIA EN GRUPOS" por el Centro Bíblico «Juan Pablo I», de Vigan, Filipinas

¿Qué es la Lectio Divina?

Iniciación a la Lectura Orante de la Biblia "Lectio Divina" por el padre Fidel Oñoro

Fundamentos de la animación bíblica de la pastoral por el P. Pedro Ossandón B.

Símbolos de los Cuatro Evangelistas

En inglés:

"Bible: Revised Standard Version"

"Douay-Rheims Bible"

The Orion Center for the Study of the Dead Sea Scrolls de la Hebrew University of Jerusalem

"Scriptural Reference Guide"

Centro St. Paul de Teología Bíblica

"Son of Man" (títulos de Jesús en la Biblia)

Bible Versions and Commentaries (versiones oficiales de la Biblia católica en Estados Unidos

"Problems with the Book of Mormon"

Ir a la portada

Ir al mapa de navegación

Citas bíblicas

La Historia de Sor Faustina - La Divina Misericordia
La Divina Misericordia

Biblia Católica ONLINE

Ir a la Enciclopedia Católica

Cristianismo y Política

Otro website del autor de "Buscadores del Reino"

 

 

El Espíritu Santo
Biblia
Eucaristía
Oración
Santa María
Enlaces
Homosexualidad
Sexualidad
El Apocalipsis
Nueva Era
Diezmo